Cada vez son más las empresas que deciden apostar por la RECOMENDACIÓN para aumentar su cartera de clientes. Algunos de los motivos por los que interesa son estos:

  • Altos porcentajes de conversión y que se traduce a aumento de las ventas de hasta un 20%.
  • Supone una inversión mucho menor que en otro tipo de acciones o estrategias de captación de nuevos clientes
  • Aumento del grado de Fidelización de tus actuales clientes.
  • Aumento de la visibilidad de tu negocio o empresa.

Si decides montar tu propio Plan de Recomendación estos son los pasos que debes de seguir:

Paso 1-. Nombre

Pon nombre a tu Plan de Recomendación. Resultará más sencillo que tus clientes lo identifiquen y lo comuniquen. Por ejemplo: “Trae un amigo”, “Plan Amigo”,…

Paso 2-. Motivos

Dales motivos a tus clientes para que formen parte de tu programa de Recomendación y conseguir que se sientan privilegiados por pertenecer a él.

Paso 3-. Compensación

Definir muy claramente la compensación que vas a ofrecer a cada cliente que traiga un amigo y termine comprando.

Pueden ser descuentos, regalos, puntos canjeables, condiciones especiales, etc.

Paso 4-. Características

Esta es una de las claves. El programa tiene que ser muy sencillo y preciso, no tiene que generar ningún tipo de duda.

En este apartado tienes que generar unas expectativas de tal forma que ayude a decidir dar al paso tanto a tu cliente como al recomendado.

Paso 5-. Comunicación

Si tu programa no lo comunicas, no va a funcionar.

Lo puedes comunicar a través de campañas por email, una landing page específica, Newsletter, apps, facturas, puntos de venta, etc. En este aspecto tienes que ser creativo y despertar el interés de tus clientes haciéndoles ver sobre los beneficios que le puede aportar si te presentan a sus amigos.

¿Qué te ha parecido? Compártelas y enriquece el debate comentando en este articulo